Home
¿Qué es ergonomía?
¿Quienes somos?
Nuestra misión
Servicios
Nuestros clientes
Solicitud de información
Como contactarnos
Enlaces(links)
Articulos
Número 55
Número 54
Número 53
Número 52
Número 51
Número 50
Número 49
Número 48
Número 47
Número 46
Número 45
Número 44
Número 43
Número 42
Número 41
Número 40
Número 39
Número 38
Número 37
Número 36
Número 35
Número 34
Número 33
Número 32
Número 31
Número 30
Número 29
Número 28
Número 27
Número 26
Número 25
Número 24
Número 23
Número 22
Número 21
Número 20
Número 19
Número 18
Número 17
Número 16
Número 15
Número 14
Número 13
Número 12
Número 11
Número 10
Número 09
Número 08
Número 07
Número 06
Número 05
Número 04
Nùmero 03
Número 02
Número 01
Congresos y Seminarios
Proveedores de equipos
Academia
Videoteca
Revistas
 



Por:Dr.José Luis Vallejo González EMT,MC erg


Las hernias por lo regular son unos  sacos formados por el revestimiento de la cavidad abdominal (peritoneo). Los sacos  sobresale a través de un agujero o área débil en la fascia, la capa fuerte de la pared abdominal que rodea el músculo.

Existen varios tipos de hernias que se clasifican dependiendo  del lugar en donde ocurren ,pero son las hernias inguinales las que  frecuentemente se vinculan con el desarrollo actividades laborales.


La hernia inguinal se clasifica en directa o indirecta.

En las hernias inguinales directas el contenido abdominal, en concreto el intestino delgado pasa a través de una debilidad de la musculatura abdominal .Las hernias directas se presentan como una tumefacción ovalada, son reducibles y rara vez ingresan al escroto. Por lo general, no recorren por el conducto inguinal. Son las menos frecuentes, siendo un 0.5% de las hernias inguinales con una recidiva post operatoria de 1%. Son más comunes en adultos mayores de 45 años.

Las hernias inguinales indirectas se producen cuando el contenido abdominal protruye a través del anillo inguinal interno o profundo. Bajan a lo largo del cordón espermático y, con el tiempo, suelen llegar al escroto. Son las hernias inguinales más frecuentes, con un posible factor genético y muy comunes en los niños.

El riesgo de una hernia inguinal durante el tiempo de vida es de 27% para los hombres y del 3% para las mujeres La hernia inguinal es responsable del 80% de todas las hernias diagnosticadas .



Los principales factores de riesgo vinculados con la aparición de este tipos de hernias son:

·         Edad:> 40 años de edad (ambos tipo de hermias)

·         Historia familiar de hernias(ambos tipo de hernias)

·         Problemas respiratorios obstructivos crónicos(hernias directas)

Algunos investigadores han vinculado a las tareas que requieren cargar  objetos pesados ,lo que a su vez  provocan un aumento de presión intrabdominal (PIA),con la aparición de hernias inguinales.


Una cantidad cada vez mayor de investigaciones sugieren que el tejido conectivo en los pacientes con una hernia inguinal directa es defectuoso en comparación con aquellos sin hernia Esto sugiere que la hernia inguinal directa es más probable que esté relacionada con una debilidad congénita o adquirida, no relacionada con actividades que elevan la presión intrabdominal (PIA) .Tanto en el trabajo como en la recreación, es probable que cuando el diagnóstico de una hernia sigue a un evento específico agotador, el evento en cuestión simplemente ha adelantado la ocurrencia de la hernia y es muy probable que ello hubiera sucedido de cualquier manera en un momento cercano.

Puede ser mejor concluir que el levantamiento de objetos pesados puede conducir a la formación de una hernia sólo si existe una debilidad preexistente .

Por otro lado permanece la creencia comúnmente sostenida de que la hernia abdominal puede ser el resultado de un único evento extenuante. La evidencia disponible sugiere  que una hernia inguinal directa está raramente (si alguna vez) relacionada causalmente con un único evento extenuante.


Si el paciente desarrolla un dolor agudo súbito en la ingle derecha seguido por una tumoración, confirmada como una hernia, la que ha sido exteriorizada por un episodio agudo de levantamiento de objetos pesados o esfuerzo, entonces es razonable asumir que este incidente precipitó el desarrollo de la hernia. De nuevo se debe aceptar que los pacientes con una hernia indirecta podían haberla desarrollado en cualquier momento y que simplemente se presentó más prontamente que lo que hubiera ocurrido de cualquier manera. Al igual que en la hernia inguinal directa, el marco del tiempo es difícil de predecir.



Después de la reparación sin complicaciones de una hernia inguinal, las recomendaciones dadas a los pacientes son frecuentemente inconsistentes Esto ha llevado a una amplia variación en el tiempo esperado sin trabajar y restricciones en la actividad normal .Tradicionalmente, la larga duración de la convalecencia (hasta 6 a 8 semanas) ha sido atribuida al dolor, costumbre o temor a la recidiva más que a algo basado en evidencia sólida.

 

En la siguiente tabla se refieren los días de incapacidad recomendados para personas con reparaciones de hernia inguinal: WORK LOSS DATA INSTITUTE:OFFICIAL DISABILITY GUIDELINES(ODG).2007

 
Top